Un año marcado por falta de precipitaciones

Precipitaciones nunca garantizadas, horas de frio disponibles para la producción de nieve limitadas o con temperaturas más suaves, son las características que muchas estaciones del hemisferio sur han encontrado. En Patagonia, según mediciones de precipitaciones efectuadas en la zona occidental de Lago Puelo de manera continua desde el año 2010, el total de las precipitaciones acumuladas anualmente ha sido siempre por encima de 2000 mm, con un pico de 2300 mm en el año 2013 y un mínimo de 2050 mm en el 2011. En el año calendario 2016 el nivel de precipitaciones total acumulado ha sido de 1200 mm, es decir un 40% menos del total acumulado anual mínimo desde 2010 hasta la fecha. Está claro que hay años de sequía que pueden pasar. Estudios científicos recientes han demostrado una tendencia a la disminución de las precipitaciones, en particular en las zonas de montaña. Es interesante constatar que efectivamente hay muchas variaciones de un año a otro. Eso nos impulsa a anticipar situaciones que podrían surgir otra vez y generar dificultades. Conclusión: Para las estaciones equipadas, es imprescindible que se pueda garantizar la eficiencia de una instalación de producción de nieve.

MERCADO INTERNACIONAL
PRODUCTOS Y NOVEDADES
CONCEPTOS-IDEAS
INSTRUCCIONES TÉCNICO-OPERATIVAS